Lula privatiza el Amazonas

Spread the love

Privatizaron el oxígeno

Debe ser la privatización «mais grande do mondo» y el gobierno «progresista» de Lula es el colmo de los gobiernos neoliberales. Es escandaloso. Son 5 millones de kilómetros cuadrados, algo así como un cuadrado de 2300 Km. por 2300 Km. La excusa es evitar la apropiación ilegal de tierras, pero esto ¿no podía ser evitado por el estado? El objetivo es atraer capitales privados. Como si el imperialismo no viniera a explotar y destruir la naturaleza y el medio ambiente. Lula los invita oficialmente. Desde la promulgación de esta ley, la deforestación crecerá a un ritmo proporcional a la sed de ganancias que dará este negocio hasta dejar al planeta sin uno de sus pulmones principales. ¿Embotellaran el oxígeno para venderlo como hacen con el agua?

La explotación del amazonas conlleva la irracionalidad del capitalismo que solo invierte para obtener ganancias. La tala indiscriminada de bosques condenará a muchas especies animales y vegetales que se extinguirán. Luego que comercializaron la madera ¿qué harán? ¿Sembraran soja? No solo eso, la capacidad del planeta para generar oxigeno se verá disminuida en un modo dramático y por otro lado el clima se hará cada vez más hostil provocando mas desastres naturales como huracanes más violentos, inundaciones y más calentamiento global. Todo lo que se pierda será irrecuperable. Estamos en manos de personajes que más que conducir gobiernos son gerentes directos de las multinacionales y son capaces de encaminar al mundo a los desastres más terribles para asegurar la sed de ganancias de sus jefes. Si no fuera porque esta es la lógica de los gobiernos capitalistas podría ser una locura, porque es demencial amenazar la existencia misma del genero humano y de todo el planeta por negocios.
El gobierno de Lula es el paradigma del progresismo latinoamericano. Lo mismo que su par Tabaré Vázquez que se vendió al papel. Esto es el enésimo hecho que demuestra que los gobiernos de centro izquierda como el de Lula no son salida para los trabajadores. Pero no solo para los trabajadores brasileños. Lula con su privatización pone en riesgo a gran parte de la humanidad.
No por nada todos los intereses del capital financiero, el imperialismo y el FMI se pusieron a su lado para salvarlo de las embestidas populares que tenían a su gobierno contra las cuerdas por los casos de corrupción. El FMI recibió su paga con 15.500 millones de dólares al contado, ejemplo que siguió el presidente Kirchner. Luego la privatización del Amazonas que beneficia esencialmente al capital extranjero mientras siguen sin tierra millones de campesinos. ¿Dónde está la reforma agraria para los Sem Terra? Además todo lo que reciba el Estado por esta privatización tendrá como destino el pago de la deuda externa. Hasta la iglesia tuvo que tomar distancia de Lula denunciando que su gobierno convirtió al Brasil en una mesa de dinero.
Lula desarrolla la «sustentabilidad» de las ganancias capitalistas mientras desarrolla una política de hambre, congelamiento salarial, desempleo y miseria para millones de brasileños. En tanto las luchas y movilizaciones contra estas políticas neoliberales serán el marco de un año 2006 que será de contienda política por la presidencia. El Partido Socialismo y Libertad (PSOL) se opuso a estas privatizaciones en el congreso. El PSOL ahora se prepara para luchar también en las elecciones contra la reelección de Lula, para romper con la sumisión al imperialismo y al FMI y en defensa de los derechos del pueblo trabajador e iniciar el camino al socialismo. No es la vía de la conciliación de clases ni un capitalismo de «rostro humano» lo que nos salvará de esta barbaridad del sistema imperialista, solo el socialismo con gobiernos de trabajadores podrán acabar con la irracionalidad capitalista en Brasil y en el mundo.

Fabio Marucci


Publicado

en

por

Etiquetas: