¿Era un anticipo para Irán y Siria?

Spread the love

Según trascendió en algunos medios de comunicación, el premio Pulitzer Seymour Hersh llevó adelante una investigación sobre esta brutal agresión de Israel al Líbano. Según él “algunos funcionarios israelíes viajaron a Washington al inicio del verano [ndr: del hemisferio norte, fines de junio] para tener «luz verde para la operación de bombardeo». Los primeros que fueron contactados fueron el vice-presidente Cheney y la secretaria de Estado Condoleezza Rice” Il Manifesto, 5/8/2006
Según la investigación de Seymur Hersh se deduce que esto era solo el “preludio a un potencial ataque preventivo americano para destruir las instalaciones nucleares iraníes, algunas de las cuales se encuentran en la profundidad subterránea” idem, ya que Hezbollah utiliza técnicas similares para almacenar sus cohetes y misiles. Por otro lado el ataque tenía, obviamente, objetivos que servían a Israel, como el de acabar con el armamento de Hezbollah pero al mismo tiempo este objetivo era funcional a un posible ataque a Irán, ya que de este modo un ataque norteamericano a éste último hubiera impedido que Hezbollah, como represalia, atacara al gendarme yanqui en la región.
No nos extrañaría que fuese así, pues EEUU no tiene una situación fácil en Medio Oriente para atacar a Irán. Una derrota o un duro golpe a Hezbollah hubiera allanado ese camino. Su empantanamiento iraquí con un gobierno shiita y con un parlamento mayoritariamente pro-iraní y una resistencia armada lejos de estar derrotada. Con Siria como otro de los “ejes del mal” y ahora con el tremendo ascenso en popularidad de Hezbollah en la región y su influencia de masas en el Líbano y, finalmente, la heroica lucha del pueblo palestino que no da respiro al estado sionista, hacen que el imperialismo e Israel estén empantanados en Medio Oriente. Por otro lado demuestra que el ataque Israel al Líbano estaba alevosamente premeditado.

F.M.


Publicado

en

por

Etiquetas: