Santa Cruz: el Frente para la Victoria…

Spread the love

De mal en peor

La provincia de los Kirchner sigue cuesta abajo. Después de varios meses de cierto “enfriamiento” de las luchas, vuelven los reclamos con eje en lo salarial y exigencias de trabajo y continuidad laboral.
Se le suman problemas al gobierno de Peralta, personero del kirchnerismo en su feudo patagónico.

La situación de la provincia es muy difícil para el pueblo que trabaja. Los precios no dejan de subir y los sueldos no alcanzan. Alquilar es cada vez más costoso y un departamento sencillo, cuesta 1.500 pesos o inclusive más.
Mientras tanto en toda la provincia crecen los reclamos. En Caleta, trabajadores de la construcción cortan rutas reclamando a Gotti, Austral y otras empresas amigas del poder, mientras los de Servicios Públicos denuncian el colapso sanitario en esa misma cabecera norte; en Pico Truncado, decenas de familias desocupadas reclaman los puestos de trabajo en la cementera local que prometió la presidenta Cristina Fernández; y en Gallegos, se extiende la bronca porque sobrevivir es cada vez más difícil para los que tenemos que ganarnos el pan con nuestro trabajo. Seguramente, los diputados y los ministros están más que tranquilos: ganan miles de pesos, roban otro tanto y ni siquiera pagan el impuesto de la DGI. Una verdadera vergüenza.

El rol lastimoso del megaempresario Costa

Finalmente apareció el ex candidato a gobernador radical, el empresario Costa. Y lo hizo para opinar sobre la política en materia de petróleo del gobierno de Peralta. Dijo que su propuesta es que “haya transparencia y control” en la explotación. Es decir: para la UCR es un problema de “falta de control” lo que ocurre con el saqueo de nuestras riquezas. Francamente, para decir semejante barbaridad, Costa hubiera hecho mejor en seguir callado. En cuanto al petróleo, el nudo de la cuestión es que nos roban de forma sistemática al amparo del Frente para la Victoria y la incompetente “oposición” que tibiamente pide “controles”.

Hace falta otro modelo político y económico en Santa Cruz

Tanto la escalada de precios, como el robo de nuestras riquezas y el negociado de la obra pública, la impunidad y la corrupción, son parte del modelo de los Kirchner en Santa Cruz. La UCR apenas propone “controlar” este modelo. Desde el MST-Nueva Izquierda proponemos cambiarlo completamente. Hay que recuperar nuestros recursos; hay que imponer a los grandes comercios y las inmobiliarias un verdadero control de precios; hay que anular la ley de lemas y discutir qué provincia queremos a partir de una Asamblea Constituyente donde el pueblo decida. Pero para impulsar este cambio de fondo hace falta una alternativa política amplia, unitaria y popular, que se juegue a fondo por esa salida. Desde nuestro partido, el Movimiento Socialista de los Trabajadores, hacemos una amplia convocatoria a los trabajadores, a los luchadores sindicales y sociales, a los simpatizantes independientes de izquierda y progresistas, a poner juntos en pie un amplio movimiento político que se fije como horizonte ese programa de cambios estructurales para Santa Cruz.

Desde Río Gallegos, Mariano Rosa


Publicado

en

por

Etiquetas: