Importante movilización por aumento a $540 en los planes sociales

Spread the love

El pasado jueves 12 de marzo una importante columna de miles de compañeros desocupados se desplegó por la 9 de Julio, parando en el Ministerio de Desarrollo Social y marchando luego hasta Trabajo.
Miles de compañeros organizados detrás de las columnas del Teresa Vive, el Bloque Piquetero, el MTD Anival Veron NF, el FTC, las Asambleas del Pueblo, el Polo Obrero, entre muchas otras organizaciones presentes, desfilaron por las calles céntricas tras un gran cartel cuyas consignas resumían el reclamo “Basta de despidos, tarifazos y hambre. Subsidio de $ 540 a todos los desocupados”.
Los medios de comunicación, que otras veces intentaron diluir los reclamos concretos, detrás de los inconvenientes en el tránsito, esta vez no pudieron dejar de señalar la justeza de las reivindicaciones, en un país donde a pesar de las mentiras del Indek, cada vez hay más pobres e indigentes.
Es que en los últimos meses estamos presenciando un aumento importante de la pobreza, no solo por el aumento incesante de los productos de primera necesidad sino porque hay un descenso notable del trabajo. Y son los compañeros que trabajan en negro, en forma precaria, a los que no renuevan el contrato o los que se quedan sin changas, los que primero sienten los efectos de la crisis.
Por eso se acercan cada vez más familias a nuestro movimiento buscando la elemental ayuda alimentaría, por eso es llamativo como se suman a nuestras columnas más compañeros y compañeras que antes tenían trabajo y muchos jóvenes.

El petitorio entregado a los funcionarios, constituye un verdadero programa de lucha:

* Prohibiciones de despidos y suspensiones, reparto de horas de trabajo sin afectar el salario.

* Por un subsidio universal de $ 540- (canasta básica). Aumento de todos los planes sociales a ese monto.

* Vivienda y trabajo: por la construcción de viviendas populares. Por un Plan de Obras Públicas.

* Derogación de los tarifazos de luz, gas, agua y transporte. Exención del pago del servicio a desocupados y jubilados que estén por debajo de la canasta familiar.

* Basta de hambre. Asistencia integral a los comedores populares, frescos y secos que garanticen la dieta alimentaría básica. Eliminación del IVA de los productos de primera necesidad y medicamentos.

* Por una asignación familiar para todos los hijos de desocupados y trabajadores en negro menores de 18 años.

Tampoco los funcionarios pudieron ser indiferentes a nuestros reclamos. Más allá de su defensa de las políticas del gobierno, tuvieron que aceptar empezar a discutir con las organizaciones una salida a algunos de estos reclamos. Para que estas primeras conversaciones no terminen en la nada, y vayamos logrando respuestas concretas, seguramente nuevas jornadas unitarias nos van a encontrar en la calle en las próximas semanas.
Desde ya tenemos que dirigirnos a miles que en nuestros barrios están buscando una respuesta proponiéndoles que se organicen con nuestro Teresa Vive, para luchar por que la crisis no sumerja en el hambre a hijos y familias, y que la paguen los que la provocaron: los grandes empresarios y banqueros amigos del gobierno de Cristina y Nestor K.

Gustavo Giménez


Publicado

en

por

Etiquetas: